Publicado el : 11/24/2020 12:00:00 AM por Admin

En esta vida todo es cuestión de tiempo y constancia, ciclos y etapas. Alcanzar nuestras metas nunca ha sido sencillo, pero trazar una ruta y proponernos un plan, al final del día rinde sus frutos. De ahorrador a inversionista: tu próximo gran paso

¿Recuerdas tu primer viaje con dinero propio?, ¿cómo te propusiste ahorrar contra todo pronóstico y lograste una cantidad que pensaste nunca lograrías? Nuestro crecimiento y desarrollo se encuentra lleno de estos desafíos.

Ese mismo aprendizaje es el que nos ha enseñado a construir de a poco y saber hacerle frente a las adversidades, fortaleciendo nuestras capacidades a base de trabajo, paciencia y constancia.

De cara a los nuevos tiempos, en donde los retos son mayores y la planeación financiera es la piedra angular en donde se sustentan nuestras metas y objetivos, Citibanamex ha venido reformulando su oferta para lograr que esos mismos esfuerzos y disciplinas que hicieron de nosotros buenos ahorradores, hoy nos lleve al terreno de la inversión.

Y es que lejos de que el ecosistema inversionista haya vivido y evolucionado, en teoría, ajeno a nosotros, lo cierto es que obtener rendimientos de nuestro dinero hoy es más práctico y sencillo con productos como Ahorro Fácil y Pagaré Citibanamex.

Actualmente, Citibanamex tiene una oferta amplia e integral, al ofrecerte Fondos de Inversión BlackRock, que es una de las administradoras de activos más grandes en el mundo, lo que brinda aún mayor atractivo.

Ya sea mediante Pagaré Citibanamex, Ahorro Fácil o los Fondos de Inversión BlackRock, estos productos rompen con esa idea de antes de que invertir era sólo para expertos, que era complicado hacerlo y que se necesitaba una suma de dinero enorme para dar el primer paso y lograr rendimientos atractivos.

Los grandes pasos requieren grandes planes y soluciones, pero su ejecución tiene que ser a nuestra medida, posibilidades y capacidades. En este sentido, la oferta de Citibanamex ha dado en el clavo de nuestras nuevas necesidades, con montos de entrada que van desde $100, $1,000 o $2,500 pesos. Asimismo, la facilidad para encontrar sucursales en cualquier parte es clave porque podremos tener la asesoría de un ejecutivo que nos oriente en todo momento para elegir la opción ideal para cada persona.

El próximo gran paso sólo requiere que te acerques a una sucursal o visites su página para conocer toda su oferta y elijas la opción ideal para tus objetivos e intereses. Es momento de convertir y transformar tus esfuerzos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente